Última actualización :
2001-08-06

e-mail del Capítulo



Crónica
earth

Crónica del Capítulo General

bleu line

1 de agosto

Recuerdo del obispo Pierre Claverie, OP, asesinado hace cinco años

En la fiesta de san Alfonso María de Ligorio preside la celebración el provincial de Filipinas. Predica uno de sus definidores. Fraile filipino de los antiguos hijos de la provincia del Rosario. Habla español perfectamente, pero hoy no lo demostró. En inglés y sin papeles. No los necesitaba para decirnos que tenemos tesoros y perlas que hemos de cuidar: nuestra fe, nuestra vocación. Relató la vida y muerte de un fraile de la provincia del Santo Nombre de EE.UU., que fue a Filipinas como capellán de guerra y luego se entregó a atender a los leprosos. Él mismo murió leproso. La provincia ha iniciado el proceso de beatificación. Proclamó el evangelio un fraile malasio de la provincia de Canadá. Las ceremonias van siendo más sencillas en la medida que se complica lo que sucede en el piso de abajo, es decir en el lugar de las asambleas capitulares. A la entrada sonaba el fantástico órgano de la iglesia. Lo tocaba el provincial de la provincia de San José. Precisamente ayer aparecieron unas fotografías a la entrada de la iglesia en las que se explicaba la hazaña técnica que hubo que hacer para armarlo y colocarlo donde está.

La discusión en el aula se inició con "Vocaciones y formación". Es un texto original. El término más usado en el documento no es vocación y formaciones, sino globalización. Se habla de "el corazón de las vocaciones de hoy: la realidad de la globalización; globalización como contexto; globalización como desafío; globalización como materia apta". Luego se habla de "el corazón de la formación: contemplari et contemplata aliis, y de la contemplación y la formación inicial, la contemplación en la formación continua, la contemplación y los formadores". Todo esto porque "los temas de la globalización y la contemplación son por lo tanto inseparables...". También se habló vocaciones y formación.

El texto ha pasado por seis borradores en comisión. De nuevo enmiendas y enmiendas de la enmienda. Muchas intervenciones. En dos ocasiones se pidió dar por discutido el asunto, cuando había bastantes esperando el turno para hablar.

Se recomiendan exigencias de silencio y de meditación en común para las casas de formación. Eso ya está en un libro de las Constituciones. Y no aplicado a las casas de formación sino a todas. Si se recomienda es porque parece que no se cumple.

Sesión de tarde: El comité de dirección del capítulo pidió a la asamblea la aprobación de una interpretación nueva del modo de proceder en las sesiones plenarias, con el fin de evitar diálogos eternos sobre aspectos explicativos y centrarse más en los aspectos jurídicos: peticiones, ordenaciones, recomendaciones..., etc. Estas normas de procedimiento están vigentes desde el capítulo de México y es necesario estructurarlas mejor. Se ha encargado a los moderadores hacer una nueva redacción. Para hablar sobre el prólogo y los textos explicativos hay que registrarse ante el secretario o enviar enmiendas por escrito. Para los jurídicos no hace falta.

Se aprobó todo lo referido al gobierno tras aprobar un punto pendiente sobre relaciones entre provincias y vicariatos.

Se pasó a considerar lo que faltaba de "Desafíos para la misión: la globalización". Asuntos concretos sobre la utilización de los medios de comunicación social.

En el documento se pide que en diversos encuentros de la Orden en regiones o zonas haya una atención hacia las sectas y nuevas corrientes espirituales, sin precisar si éstas son las que están al margen de la Iglesia o también las que están dentro. Todas coinciden en una actitud de resistencia y de miedo hacia otras opciones, gran preocupación por lo religioso, proselitismo y aceptación de la sociedad neoliberal.

Una llamada para que la Orden esté presente, a través de su comisión de justicia y paz, en los centros de decisión; preocupación por la salvaguarda de la creación; defensa a los pobres de la Orden, es decir entidades, casas que necesitan recursos financieros y humanos. El documento quedó aprobado.

Del otro documento sobre los "desafíos" también quedaban unos puntos por aprobar. El documento continuó en su línea de ser muy enmendado en la sala, aunque no se habían presentado enmiendas por escrito. Las nuevas normas regirán mañana.

La comisión formula cuatro recomendaciones para hacer trabajar al Maestro y a los oficiales de la curia. Pero allí había oficiales de la curia, que no tienen voto pero sí voz. ¡Y qué voz! La comisión, tras la intervención de éstos, retiró las cuatro recomendaciones. Una retirada a tiempo es mejor que una derrota, dijeron siempre los estrategas. Se aprobó el prólogo y con él el documento.

Al comienzo de las vísperas el provincial de Francia, Fr. Eric, nos recordó que el 1 de agosto de 1996 moría asesinado Mons. Pierre Claverie OP, obispo de Orán. Leyó un párrafo de la homilía que había predicado Mons. Claverie un mes antes de morir. En ella contestaba a quienes le preguntaban, desde el comienzo del drama argelino, por qué continuaba en Argelia: "por causa de Jesús, porque es él quien está sufriendo allí, en esa violencia a la que nadie escapa, crucificado de nuevo en la carne de miles de inocentes".

Sucedió en el aula…

El presidente de la comisión "Vocaciones y formación" avisó: "Cuidado con las intervenciones, soy doctor en psicología". El relator saludó de este modo: "Buenos días, yo me llamo Freud". Los presentes no se sintieron impresionados.

Algún vocal hizo una aclaración por si alguno no lo entendía bien: "Los 'lugares de fractura' no son movimientos sísmicos.

A propósito de que hay que apoyar a los que tienen capacidad y gusto para escribir, alguno comentó que no es fácil discernir cuándo uno tiene capacidad, pero no gusto, que otros escriben sin tener gusto y que a otros les gusta escribir sin tener capacidad. Todo un abanico en el sano pluralismo dominicano.

Otro admitió su poco dominio del francés: "No me da más que para leer un menú".

puce

 

Design & management : Fr. Yves Bériault, o.p.